PRINCIPIOS GENERALES
• La peste es una infección bacteriana de animales y humanos causada por Yersinia pestis. 
• La Yersinia pestis pertenece a la familia enterobacteriaceae y es un bacilo gramnegativo aerobio, que cuenta con gran cantidad de antígenos y toxinas. 
• La forma clínica más frecuente, es la linfangitis regional aguda, llamada peste  bubónica caracterizada por aumento de tamaño de los nódulos linfáticos con dolor (áreas inguinales o axilares). Algunas formas menos comunes son la septicémica y la neumónica. 
• El éxito de los procedimientos para el diagnóstico depende de una buena obtención de la muestra y la rapidez con que las mismas lleguen al laboratorio. Se debe obtener la muestra antes de la administración de los antibióticos. 
Atención:
* El material sospechoso deberá manejarse con gran cuidado, usando mandil, guantes y mascarilla por el riesgo de infección.
* Se debe evitar que se dispersen en el aire gotas minúsculas que puedan causar la infección de otras personas y la propagación de la peste neumónica.
* El personal de laboratorio puede infectarse por diversas vías: lesión en piel, mucosas y tracto respiratorio.  
• La confirmación absoluta de un brote de peste, requiere del aislamiento e  identificación del agente etiológico.  
• En la fase aguda de la enfermedad, hay una intermitente bacteremia (presencia  del microorganismo en el torrente sanguíneo), por lo que se requiere la obtención de 4 muestras de sangre para tener mayor probabilidad de cultivo positivo. Las muestras deben tener aproximadamente 5 ml de sangre en adulto y 2,5 ml en niños. 
 • Una vez aisladas por cultivo colonias sospechosas de Yersinia pestis, se debe enviar al laboratorio de referencia regional para su confirmación diagnóstica.
 
Fuente: Procedimientos de Laboratorio. Ministerio de Salud. INS. Perú.